domingo, abril 27, 2008

Cosas que nunca diré


"Las cosas que no buscamos, en ocasiones, son las que necesitamos".


Yo no te buscaba, ni siquiera entrabas en mis mapas mentales. No sabía que existías. No conocía tu voz, ni tu risa, no conocía esa manera tuya de atenderme en silencio, de prestar atención a cada paso que doy, de sonreírme con tus ojos.

No te buscaba, no te necesitaba. O al menos, eso pensaba. Y una mañana, como otra cualquiera, una mañana en la que no esperaba encontrarte, apareciste en mi camino y revolucionaste mi vida de un sólo cuajo.Me arrascaste el alma de golpe y sin pensarlo. Desde ese mismo instante ya no existe día en mi vida en el que no piense en ti, en el que no me ilusione por volverte a encontrar, por volverte a conocer. Cada día te conozco un poco más, cada día me sorprendes, nunca dejas de sorprenderme.Eso es lo que me encanta de ti. Siempre queda algo nuevo por conocer, por descubrir.

Son las cosas que nunca diré, y que en realidad te digo siempre. Son las cosas que me callaré, que guardaré en mi para mecerlas en silencio, para darles forma y nombre, para darles luz y sentido.

**Para todos lo que hacéis que mis días sigan teniendo sentido. Gracias.

3 comentarios:

Luna dijo...

Lo bonito es cuando algo llega sin esperarlo, la ilusion por conocer mas y mas sobre esa persona, el acordarte en cada minuto de que existe...

Buen texto, me ha gustado!!
Un beso!

PD: pasate por mi blog

Quijo dijo...

Luna, ¡qué razón tienes! lo inesperado es lo que realmente te llena :)

Visita realizada, va la próxima...

OaBy dijo...

Me he acordado de una canción de "The Police", que se llama "The bed's too big without you"... Qué mal se pasan estas noche en soledad, que me obligan a ocuparme para no volverme loco.