domingo, julio 23, 2006

Alicante-Madrid


Hoy vuelvo a Alicante, mi casa. Pero sé que en ella no encontraré lo que tanto tiempo me ha costado encontrar, sé que en ella no estará mi otra parte, ese trozo de alma que forma parte de mi ser, sé que allí él,....mi niño...no estará.

Madrid, nueva casa, nueva ciudad,...sitio donde he de dejarle. Dos puntos equidistantes, que se alejan y se unen para al final siempre encontrarse, dos puntos, dos imanes imposibles de separar.
Dicen que la distancia es el olvido, pero el olvido sólo es para los que quieren olvidar, pero yo siento que aún queriéndolo borrar, sería incapaz...la distancia nunca será el olvido, el olvido es otro sello que no creo capaz de llegar.

Hoy vuelvo, de nuevo la misma rutina, las mismas caras y conversaciones, de nuevo...todo, y siempre sigue todo igual...sólo que tú ya no estás. Dicen que si te acostumbras a la rutina, todo es más fácil de llevar, pero sólo es cierto en parte y sólo los necios pueden creerlo.
Viaje de vuelta, Madrid-Alicante, ahora sólo queda esperar que vengas en el autobús inverso, en el viaje del mundo al revés.

1 comentario:

McBeal dijo...

Hola Quijo!!!

Que penita leerte en un post tan tristón. Anímate que verás que rápido pasa el tiempo (ojalá así sea) y el reencuentro no tarde en llegar. Ya sabéis que sois mi pareja favorita!!! MUAKA

Muchos besazos