martes, agosto 02, 2016

Aviso



Todos los carteles me lo advertían,
todas las señales estaban claras,
pero mi corazón kamikaze me empujó al vacío,
dio un giro hacia la izquierda y se quemó en el asfalto.

Estaba claro.
Todos lo sabían,
todos menos él.


3 comentarios:

Xan Do Río dijo...

A lo mejor era necesario que lo supiera o no lo supo advertir. Un abrazo.

Quijo - Meli Polo Fdez dijo...

A veces la verdad es obvia para todos menos para uno mismo...o quizá uno no quiere dejarla salir... Un abrazo!

Re menor. dijo...

Igual tu corazón lo que quería era arriesgarse y en un impulso se atrevió a hacerlo.