domingo, septiembre 14, 2008

Futuro seguro


"De pronto el futuro ha desaparecido.Cada día es un paso en el vacío.Nadie sabe del mañana, como no sean los profetas. Por eso leer el porvenir en las rayas de la mano o en los naipes es hoy oficio tan productivo. La inseguridad es maestra de todo. Ya nadie está a cubierto. Nada es seguro. Ya nadie está a salvo. Nadie ve más allá de sus narices. El mañana no es día, sino noche sin fin".
Max Aub


Todos queremos saber que nos depara el futuro, por más que nos empeñemos en decir que lo bonito es no saber lo que nos va a pasar. Queremos saber porque tenemos miedo a lo desconocido, o la inseguridad, a no sentirnos reconfortados en un mañana que vemos negro.-sobretodo en estos tiempos de crisis.- Todos en algún momento de nuestra vida nos amparamos en tarots, horóscopos y destinos realizados por profetas caraduras y sin escrúpulos. Tenemos miedo. Es inevitable. Nadie está a salvo de un futuro incierto.

Nos aferramos a un destino ya escrito para no hacer nada por nosotros mismos, por ganar confianza en que algún día todo se arreglará, por dejar que las cosas pasen, sin hacer nosotros nada. Vivimos el presente, aferrándonos a un pasado, temiendo el futuro. Complejo de Peter Pan, quizá. El mañana está lleno de sorpresas que sólo nosotros podemos crear, no depende de nadie más.

3 comentarios:

OaBy dijo...

Desde hace unos meses que ya no quiero saber nada del futuro. Nada de planificar nada, ¿para qué? Cuando lo que acontece a tu alrededor está sujeto a tantas variables distintas, ¿qué sentido tiene intentar dirigir, no tan sólo vaticinar, absolutamente nada? Mejor dirigir pequeños pasos seguros hacia nubes de posibilidades. Pero no quieras saber el final de la película antes de entrar en el cine.

Ale dijo...

No recuerdo quién lo dijo ni cómo exactamente, pero era algo así:

"Saber que nos vamos a morir es el regalo más importante que nos pueden hacer, porque sabiendo eso tomamos consciencia de que todo lo que queremos hacer corre peligro y es hoy el momento de actuar. De nada sirve la vida después de la muerte o la vida eterna, si eso existiera viviríamos condenados a quedarnos estancados en el miserable momento que elegimos estar."

Supongo que el futuro forma parte de eso, y a veces pretendemos refugiarnos en "fuerzas mayores" para no aceptar que nuestra vida va a seguir siempre igual si no hacemos algo. Que somos los únicos responsables de las cosas que nos vayan a pasar.

Ser conscientes de que nosotros elegimos la felicidad o la desdicha, es algo que muchas veces nos lleva tiempo. Pero algún día hay que hacerlo, no?

Un beso

Quijo dijo...

OaBy: Ningún final será revelado sin antes atraverte a entrar, pero no todo el mundo lo hace. Vivir a medias es una nueva forma de vida cada vez más común, y más cobarde.

Ale:Es cierto, ser conscientes de que sólo depende de nosotros no es algo que se aprende de la noche a la mañana. Lleva su tiempo, es un largo proceso...donde llega un día que coges la vida con ganas y decides vivir tu vida, la que tu escribes cada día.No la que esta en libros inventados. Un beso!